David Castro, estoy orgulloso de saber superar las cosas que salen mal

David Castro vuelve a brillar en una temporada que marcará un antes y un después en su carrera deportiva

El 5 de marzo de 2016, con 23 años, la suerte cambió para David Castro, arrancaban las Series Mundiales de aquel año en Abu Dhabi, iba a disputarlas, llegaba más fuerte que nunca y realmente con muchas opciones.

Salió con Richard Murray del agua y 5 sg por delante de Mario Mola, los dos 1º y 2º aquel día, David ya les había ganado el año anterior en la Bundesliga.

Sin embargo la ensalada de golpes que recibió David aquel día en el agua, hizo que saliera con el mono arrancado. En esos momentos, es mi opinión que mantendré siempre, un juez se cruzó en su camino arruinándole aquella carrera, le hizo parar y ponerse un polo de mujer teniendo que abandonar la prueba, cumplía el reglamento fue la versión.

Desde entonces su carrera se vio envuelta en una espiral de mala suerte que cada vez iba a más, un pozo en el que David se iba hundiendo aunque gracias a su calidad como triatleta, de vez en cuando lograba un resultado:

Campeón de Europa sub23, una Copa del Mundo en 2016 pero muchos abandonos, descalificaciones y lapeamientos.

El 2017 fue peor, 2 abandonos un lapeamiento, 4 resultados malos y un 8º en una Copa del Mundo.

2018 lo empezó con 2 retiradas y un pésimo resultado, finalmente acabó con el triunfo en la Copa del Mundo de Salinas, la clase la tenía pero la cabeza estaba hundida.

Volvió a intentarlo en 2019, que comenzó con un lapeamiento y acabó con un abandono, al igual que empezó 2020 con 2 abandonos, pero logrando acabar las 3 últimas carreras pese a resultados no muy buenos.

Sin embargo en 2021 llegó un cambio radical en su vida, unirse al grupo de Gómez Noya en las concentraciones de Cozumel, olvidarse de muchos lastres que tenía en España y vivir su propia vida en Méjico por unos meses, le hizo superar sus temores y sacar todo lo que tenía dentro pero que la mente le impedía hacerlo. Con los dos campeonatos de España y la Copa de Europa de Barcelona en poco más de un mes y sobre todo el haber superado su talón de aquiles, corriendo como si fuese a ganar el Europeo de Valencia pese a estar fuera del Top20, David parece que ha vuelto a 2015 cuando fue subcampeón del Mundo sub23.

Estas fueron sus reflexiones tras pasar la meta de Barcelona

“Ha sido una de las victorias más bonitas de toda mi carrera deportiva, vengo de una racha muy buena, pero sobre todo estoy muy contento porque hace 3 semanas en Valencia no se dieron las cosas como se esperaba, pero logre acabar la prueba y llegar hasta el final. Pude superar una de las cosas que más me costaba, que se me fuera el grupo y abandonar, en Valencia superé eso y llegué al final luchando por cada posición que iba remontando”.

“Después de aquello, a Pontevedra iba con muchas ganas y me vino muy bien ir, ahora aquí en Barcelona iba enchufado con ganas de hacer todo bien y por suerte he conseguido esta victoria de la que estoy muy contento”.

Después de este triunfo el dircector de comunicación de la FETRI, Dani Marquez, le preguntó por la opción de estar en Paris

“Es la ilusión que tengo desde que empecé a hacer triatlon hace 14 años, al igual que hoy lo he dado todo, lo daré todo estos 3 años que quedan para intentarlo y sobre todo quiero quedarme con el proceso, no solo es la competición, sino todo lo que hay para llegar allí, eso es de lo que estoy muy contento de poder vivir”

Tras una racha muy larga de malas actuaciones David Castro ha sabido canalizar sus “fracasos” y reconvertirlos en energía positiva

” Lo que más contento estoy, incluso más que cuando las cosas salen bien, es de que cuando las cosas me salen mal me se reponer y luchar hasta el final y de eso es lo que más orgulloso estoy. Mis últimos años fueron muy duros, cambiar de la época sub23 a la Elite me ha costado, los malos resultados me hacían que la cabeza me fallara. Hubo gente que estuvo a mi lado y esta carrera se la debo a ellos”

Después de lo que ha pasado su consejo

” Para alguien que esté pasando por momentos complicados, alguien que tiene dudas de si seguir merece la pena, le diría que siga y que siga y que si se cae aguante una vez más, que los resultados llegan, que confíe en él para seguir luchando. Al fin y al cabo hacemos esto porque nos gusta, así que, que mejor manera que disfrutarlo “

También podría gustarte Más del autor