Una charla con Pedro Andújar, revelación del IRONMAN Lanzarote

Pedro Andújar finaliza sexto en el IRONMAN Lanzarote en su primer año de PRO

Pedro Andújar ha apostado por sacarse la licencia PRO y correr como tal. De momento dos incursiones en la franquicia; la primera con un puesto 17 en IM 70.3 Marbella donde hubo un nivel enorme, y la segunda saldada con un sexto puesto en el IRONMAN Lanzarote, sin duda el mejor resultado de su vida.

Fue la revelación del día el pasado sábado, en 2017 ya dió un primer aviso en el IRONMAN Copenhagen donde ganó la general ( no había PROS ) en una prueba en la que demostró adaptarse también a circuitos llanos.

Hemos hablado con él para que nos cuente que tal le va este año.

Tu primer año de PRO y de momento la mejor temporada de tu vida. ¿ Qué mejoras has experimentado?

Este año decidimos apostar un poquito más por esto, reducir las horas de mi trabajo como monitor, para poder aumentar un poco más la carga de entrenamientos y el descanso. Las mejoras han sido claras, sobre todo en la carrera a pie.

Cuéntanos en qué ha cambiado tu vida, ahora como PRO respecto a cuando eras grupo de edad.

A nivel de entrenamiento habré aumentado unas dos-tres horas la carga de entrenamiento semanal. En otros aspectos, este año cuento con un patrocinador como es Jimbee Melon que cubre y gestiona todas mis necesidades como triatleta, tanto viajes, estancias, inscripciones, prensa… gracias a ellos me desentiendo de muchos aspectos logísticos y esto me da mucha tranquilidad y me permite estar más centrado en lo puramente deportivo.

En el IRONMAN Lanzarote sin duda desde fuera fuiste la revelación del día. ¿ Qué esperabas en el mejor de tus sueños?

Pues lo que pasó… no soñaba con la posición, soñaba con hacer una carrera en la que pudiera rendir todo lo que estado entrenando estos meses y donde terminara feliz. Sabía que la posición dependería de los rivales y de las circunstancias de carrera. Más que soñar, me ilusionaba verme en la entrega de premios entre los 10 primeros.

Cuéntanos cómo fue la carrera

Hice una natación con malas sensaciones, al final de la primera vuelta me quedé solo y tuve una crisis mental que supe salvar pensando que una carrera tan larga no se acababa ahí.

T1: Mala decisión de última hora, no tenia pensando ponerme calcetines y al ver que había perdido tiempo y no tenía referencias con la gente que esperaba decidí ponérmelos e ir más cómodo.

En bici salí sin mirar los vatios hasta coronar la primera subida. Al coronar me pasó Vistica y me hizo seguir manteniendo la intensidad hasta entrar en Timanfaya, ahí decidí dejar que se fuera porque me llevaba demasiado forzado. Ya a mi marcha y utilizando el medidor de potencia algo más, contacté en la zona de los miradores con el grupo de Blanchart, donde iban del 6 al 11 muy estirados, seguí progresando hasta llegar al Mirador Del Río 8º. Seguí empujando viendo que los vatios estaban algo encima de lo previsto pero las sensaciones y la motivación eran buenas. A partir del km 160 estando junto al 4º y viendo a lo lejos al 3ª me dediqué a recuperar un poco fuerzas para el maratón.

T2 rápida y salgo a correr 4º.

Carrera puramente mental, desde el principio me di cuenta que me había equivocado en la T1 poniéndome los calcetines, llevaba arena en los pies y desde el principio las rozaduras de los pies me dificultaban mucho el apoyo. Fue una lucha mental por mantener el ritmo con las molestias y la fatiga después de la bici, y por no perder lo conseguido.

Hablando de fuerza mental, ¿ Qué recursos mentales utilizaste para no venirte abajo llevando a gente pisándote los talones ?

No pensaba mucho en lo que hacían ellos, pensaba en mí y en mantener mi carrera constante, que es lo que me hace fuerte. Buscaba la motivación extra de estar haciendo una gran carrera e intentaba concentrarme en eso.

Otra prueba a buen nivel fue Marbella, llegas detrás de Ruzafa, el nivel allí fue muy alto ¿ Cómo llegaste allí y en qué etapa de tu preparación al IRONMAN de Lanzarote ?

Allí llegué bien, aunque los entrenos estaban pensados para larga distancia, sin ser un objetivo específico, habíamos levantado el pie 10 días antes para que nos sirviese como test real pensando en Lanzarote.

Cuéntanos tus carreras para 2018. ¿ Piensas volver a tus orígenes de Alpe D’Huez ?

Algún año volveré a esa carrera, me parece espectacular y creo que se me adapta, pero este año ya tenemos el calendario más o menos cerrado. Si todo va bien iremos al Half de Vitoria, 70.3 de Dublin y terminaremos en el Ironman de Italia en Septiembre.

Cuéntanos la nutrición que llevaste en carrera en el IRONMAN de Lanzarote.

Desde mitad de la temporada pasada, trabajo con la marca Infisport. Después del desayuno con hidratos y café, antes de salir tome un bidón de agua con 60g de hidratos (vitaldrink) y rico en sales. Durante la bicicleta tomé 16 geles que en total hacían 480g de hidratos que dividí en 2 bidones, uno lo llevaba de salida y el otro lo cogí en el avituallamiento especial (2 de los geles eran con cafeína), y unas 8 pastillas de sales. Y en la carrera a pie cambié el tipo de geles para usar unos más líquidos de los que me tomé 6, unos 60g de hidratos/hora, dos de ellos también con cafeína , y otras 6-7 pastillas de sales.

Los geles que utilizo para la bici son los de la línea ND3 y en la bici los gel oral, que son más líquidos y llevan algo más de concentración de glucosa.

Tengo que decir que no tuve ningún problema digestivo con la asimilación de estas cantidades de hidratos altas, es algo que tengo bastante trabajado en los entrenamientos y que creo que es fundamental para rendir en este tipo de pruebas.

También podría gustarte Más del autor