Tras 2 días atrapado por la nevada, Erik Merino ya entrena a bajo cero

Erik Merino, combatiendo al frío pero con objetivos aun lejanos

Erik Merino se ha quedado dos días atrapado por la nevada al vivir en plena montaña. Ahora ya se las está apañando para entrenar lo que pueda y como pueda.

“Aquí todo sigue como estaba el día de la nevada en cuanto a nieve, apenas podíamos salir de casa, la rampa que tenemos de salida es de un 10% y estaba congelada, afortunadamente ya pasaron los quitanieves y se puede bajar al pueblo en coche”

De momento puede ir a nadar una vez que le abrieron la carretera, Muntanyola su zona, tiene las piscinas abiertas.

Correr a pie hace lo que puede, lleva toda la semana por nieve, con cuidado pues no calcular bien te puede dar al traste con el resto de temporada. Más atrevido ha sido con la bici

“La bici de carretera no la toque aun en lo que va de año, hice un poco de rodillo y ya entrené con la MTB por la nieve. Hay que tener cuidado, y sobre todo abrigarse bien, salgo sin calas, con unos pedales de paseo y unas botas de montaña, es importante poder sacar el pie a tiempo en caso de patinar, y con las botas de montaña no paso frío con estas temperaturas de -4 ºC “

Ahora de momento los objetivos son vagos, ir cogiendo forma y algún toque de calidad por si se hace algún duatlon en Catalunya, pero su verdadero objetivo es el Embrunman

“Tanto yo como los que nos quedamos a las puertas en 2020, tenemos la esperanza que este año se hará el Embrunman, he aprendido mucho respecto a los entrenos de 2020, y ahora de momento voy con mucha más calma, es un objetivo que lo veo muy lejos.”

Aquí Erik entrenando BTT por la nieve

También podría gustarte Más del autor