La increible metamorfosis de Beth Potter

Beth Potter se convierte en la anti Jorgensen del Triatlon

Hasta este fin de semana, donde Beth Potter conseguía el segundo puesto en la Copa del Mundo de Amberes, su nombre no decía nada para los aficionados al triatlon.

Un sorpresón en su primer año de triatleta tras llegar a este mundo con 26 años. Si Gwen Jorgensen se ha pasado al atletismo para ser olímpica en Tokyo, Potter se ha pasado del atletismo al triatlon tras ser olímpica en Rio con la intención de estar en Tokyo como triatleta, es decir la antítesis de Jorgensen.

El paso lo dio en 2017 cuando se fue a Leeds a enrolarse en la escuela británica de esa ciudad, con los Brownlee como compañeros de entrenamiento. Sus progresos han sido impresionantes, para hacerse una idea el otro día nadó solo 9 sg peor que Sara Pérez, en bici es capaz de aguantar con el grupo que la toque y corriendo hizo el mejor parcial con 16:37.

Sus marcas están al alcance de pocas triatletas mundiales: 4:18 en 1500 con 19 años, 9:15 en 3000 con 17 años, 10:22 en 3000 obstáculos con 20 años y 32:03 en 10000 con 24 años, también tiene una media maratón en 1:13:29 con 22 años.

Ahora se enfrenta a un duro camino, Inglaterra femenina en triatlon es como Kenia en atletismo, para hacernos una idea hay como 20 triatletas capaces de clasificarse a unos JJ.OO por si mismas sin problema. Veremos en que termina todo.

FOTO: ITU