Otro escándalo de dopaje en una San Silvestre

Terrorífico relato lo acontecido en Crivillente.

san silvestre de crivillenteDespués de lo ocurrido el pasado año en la San Silvestre de Salamanca, antesala de lo que afortunadamente ocurrió meses más tarde, este año una nueva San Silvestre ha sido objeto del surrealismo, se trata de la de Crivillente.

Un periódico, el AS, ya se hizo eco de lo ocurrido, también en las redes sociales se está liando, no solo atletas están hablando, sino triatletas de la Santa Cruzada antidopaje. También se ha metido la Agencia Española de Protección de la Salud en el Deporte.

Esto es lo que el AS escribe textualmente

Varios atletas intentaron huir del control antidopaje en Crevillente

Rivales y testigos denunciaron la “huida” y “negativa” de diversos corredores que debían pasar el correspondiente control en la San Silvestre.

Si en 2014 una inocentada provocó miedo y abandonos entre los atletas de la San Silvestre de Salamanca, ayer había controles de verdad en Crevillente (Alicante). Según varios testigos y corredores inscritos, algunos intentaron esquivar —y al parecer lo lograron— los análisis correspondientes a los primeros clasificados al concluir la carrera, una acción que acarrea castigo. Los organizadores de la prueba comunicaron con anterioridad y “como novedad para la edición de 2015 la existencia de test antidoping”. La Agencia Antidopaje (AEPSAD) anunció en Twitter que ha iniciado una investigación sobre “los hechos denunciados”.

Por ejemplo, Miguel Barzola, octavo y segundo español, escribió en la página de Facebook de la San Silvestre de Crevillente que a Pablo López, primer atleta nacional en la meta, le había perdido su escolta: “Cuando terminé, me sorprendió verle saltar las vallas. Una hora después me enteré de que le buscaban para el control”. López fue suspendido dos años en 2007 por un positivo con norandrosterona. El Consejo Superior de Deportes levantó en 2008 su sanción “por irregularidades en los análisis”.

Otra deportista, Jessica Mas, confirmó la “huida” de Pablo López y también señaló a Malika Asahssah: “Se negó. Luego, junto a su marido se pusieron a discutir, a buscar desesperados en una mochila, y a hablar por teléfono continuamente. Se trata de una falta de respeto a los que competimos limpios. Protestamos a los jueces, que observaron las escenas y no hicieron caso”. Mas concluyó su mensaje con contundencia: “Reclamen y luchen por un deporte limpio”.

El eritreo Nguse Amlosom y Neus Mas ganaron en sus categorías. Cabe recordar que Ángel Mullera ha recibido un castigo de dos años por negarse a pasar un test fuera de competición en julio. La resolución aún no es firme, ya que Mullera ha recurrido al Tribunal Administrativo del Deporte, que debería estudiar sus alegaciones en su reunión del 8 de enero. AS descubrió el interés del catalán por un plan de dopaje antes de los Juegos de Londres, y en 2013 se le detectó cortisona, pero le salvó una exención terapéutica presentada con mucho retraso. “

También podría gustarte Más del autor