Conociendo a Carla Nebreda

La Finisher del Full Vitoria Triathlon nos cuenta la desagradable sorpresa que se llevó al acabar la prueba.

carla_nebreda
Carla Nebreda, Ironman finisher. FOTO: Imanol Mujica

Mientras hablaba con Carla Nebreda, un escalofrío comenzó a recorrerme el cuerpo, pensando en hasta cuanto puede llegar la crueldad de algunos jueces que deberían estar fuera del triatlon. A sus 31 años, esta bilbaina establecida en Alicante, cometió el error de querer correr los 180 km del ciclismo del Full Vitoria Triathlon con un culotte de ciclismo seco. En el transcurso de esa decisión tuvo la mala suerte de cruzarse con la mirada de una mente perversa que la dejó fuera de carrera. Lo hizo además, pasandose por la piedra el reglamento de competiciones, artículo 3.4 apartado b que dice lo siguiente en cuanto a las descalificaciones:

Si las condiciones lo permiten, la descalificación se señalará al infractor, indicando su número de dorsal y mostrándole una tarjeta roja.

Hombre señor/a juez, si ves a una persona con el chichi al aire en plena transición, y tienes la agudeza visual de tomarle el número de dorsal, no me creo que las condiciones no te permitan advertirle la sanción.

Más triatletas se cambiaron fuera de la carpa, pero no fueron sancionados. Afortunadamente para Carla su sanción no le fue comunicada y siguió en carrera, logrando al menos su satisfacción de correr y acabar el Ironman. Como nos dijo ” Probablemente si me hubieran dicho que estaba descalificada no hubiera seguido y hubiera abandonado la carrera ”

Ganó su grupo de edad pero no recibió el premio, y tampoco pudo saber sus parciales y tiempo porque cuando fue a ver las clasificaciones se encontró con el pastel del DSQ.

Hemos querido saber más de ella y la hemos hecho una entrevista:

¿ Como, cuando y porque empezaste a hacer triatlon ?  
Empecé a hacer triatlón a finales de 2012, hice el sprint de Valencia con mi chico por diversión, y me picó el gusanillo. Coincidió con la mudanza a Alicante, así que me apunté al equipo Triatlón Arena Alicante, como una forma de conocer a gente y hacer deporte. Al año siguiente hice un medio ironman y el de después (2014) corrí el Ironman de Lanzarote, en el que había estado de voluntaria varias veces de pequeña, cuando vivía en la isla.
Cuéntanos con que ilusiones llegaste a Vitoria . 
Llegué a Vitoria con la ilusión de bajar de 12 horas en un ironman y “plantarme” por el momento con la larga distancia, ya que por motivos laborales y personales no me planteo hacer más ironman de momento; sacar el tiempo suficiente para entrenar en condiciones me ha costado bastante! Vitoria es apetecía porque estudié aquí la carrera y tengo un recuerdo muy bonito. Me gustan las carreras que tienen un significado especial a nivel personal para mi, al margen de la competición.
Llega la T1 y que ” escándalo público ” montaste para que te descalificara  
En cuanto a la infracción que cometí, la verdad es que fue totalmente un despiste fruto de la ignorancia. Pensaba que las carpitas se suelen poner para quien tiene vergüenza, pero no era consciente de que eran de uso obligatorio. Lo que hice fue tan sencillo como llegar a donde estaba colocada mi bolsa de transición en su gancho, quitarme el neopreno, quedarme en bikini, ponerme el maillot (que me taparía medio culo, seguro) y por último rápidamente bajarme el bikini y ponerme el culotte de la bici. Como mucho estaría 3 segundos desnuda de cintura para abajo, mirando hacia la pared de las bolsas. Daría la casualidad de que habría un juez en ese momento mirando.
carlaEn algún momento te comunicaron la tarjeta  
Nadie me dijo nada al respecto de la supuesta infracción ni me enseñó una tarjeta roja. De hecho, recuerdo perfectamente como una juez me avisó, al comenzar al correr hacia la bici, de que me acordase de abrocharme el casco, que lo llevaba suelto (aun no había tocado la bici). Pero de la infracción por desnudez no me dijeron nada, ni in situ ni más adelante en las 11 horas siguientes de carrera, ni cuando estuve en el penalty box.
¿ Tras la T1 como fue tu carrera ? . 
Tras la T1 el resto de la carrera fue espectacular. Tuve una experiencia buenísima. Me encontré bien en la bici, reservé bastante y terminé en algo menos de 6 horas, y luego pude correr bastante bien, en unas 4 horas y media. El público de Vitoria y los voluntarios te llevaban en volandas, la animación espectacular. Me emocioné mucho al entrar a meta y poder abrazar a mis compañeros de equipo. Competimos 7 personas en el full y 15 en el half en total, todos de Triatlón Arena Alicante. Súmales familias y animadores varios, éramos un grupo de casi 40, imagínate la fiesta! 

Tuviste otro incidente muy inquisitorio; tu estancia en el penalty box más o menos se convirtió en una estancia en una celda de aislamiento de una prisión de máxima seguridad

Sí, estuve en el penalty box en la bici. Tuve bastante mala suerte porque me adelantó un ciclista, me dejé caer la distancia reglamentaria y me puse a rodar acoplada, mirándome la rueda; a los pocos segundos apareció un juez en moto y sin decir nada me enseñó una tarjeta azul y me gritó “5 minutos de sanción”. Miré al de delante y vi que, en efecto, lo tenía muy cerca, se había puesto a comer y me había acercado a él otra vez.

Para rematar la jugada, al parar en el penalty box, apoyé la bici contra el bordillo, saludé a la chica que estaba tomando los tiempos y me di una vuelta por detrás de la carpita, y cuando vuelvo junto a mi bici había llegado otro juez y me dice que los 5 minutos vuelven a contar desde ese momento, porque no me puedo separar de la bici, ni comer ni beber ni estirar las piernas ni nada! Así que estuve 8-9 minutos ahí sancionada.

La verdad es que en este tema del drafting estoy de acuerdo con las sanciones, me parece que es algo muy serio que hay que controlar a fondo, y simplemente hay que tener cuidado y no despistarse, pero deberían ser igual de estrictos con todo el mundo. Vi a varios grupos que iban a rueda descaradamente y un juez les “avisó” de que deberían separarse, pero sin tarjeta de por medio.

Terminas la carrera y ¿ qué sientes ? 
Terminé la carrera feliz, orgullosa por haber conseguido mi objetivo de bajar de las 12 horas y haber quedado primera de mi grupo de edad (adelanté a la que iba primera en la última vuelta del maratón), y muy agradecida a todos los que me han ayudado a lograrlo.
¿ Cuando y cómo te enteras que te habían descalificado ? 
A la mañana siguiente tenía el tiempo justo para pasar por la entrega de premios y salir hacia Bilbao para llevar a mi hermana al aeropuerto. Llegué al palacio Europa justo antes de empezar la entrega, me acerqué al tablón donde estaban colgados los resultados y vi el papel en el que ponía DSQ. No podía ni creérmelo. Me dio tal bajón que me fui de la misma al coche y salimos de viaje. Creo que estaba en shock. Por la tarde algún compañero me dijo que intentase poner una reclamación en persona, que había un plazo, etc. pero la verdad es que no estaba con ganas de nada… Mucha mucha decepción.
¿ Qué pedirías a una regla o normativa en un triatlon ?.
Sencillamente creo que es una regla sin ningún sentido. Las reglas, reglas son, y es nuestra obligación conocerlas y respetarlas. Sin embargo, cuando se trata de “sinsentidos” como el caso de esta norma, creo que los árbitros deben de aportar un poco de criterio a la situación y saber juzgar los casos en los que la infracción haya podido beneficiar al atleta (drafting, ayuda externa) y casos como este que son frutos de la ignorancia y además no aportan ningún beneficio a quien está compitiendo.
Todos los que competimos el domingo vimos muchos otros casos de infracciones de reglas que se pasan por alto, porque está claro que no deberían ser motivo de descalificación. Si un corredor lleva 6 horas de maratón y su mujer le acompaña durante un kilómetro para darle ánimos, hay que descalificarle por ayuda externa? Obviamente no.
En una prueba de este calibre debe primar, a mi entender, el atleta, su seguridad y su comodidad. La aplicación estricta de normas como esta simplemente no está legitimada, es ridículo y vergonzoso descalificar a alguien que ha ganado un triatlón de larga distancia por cambiarse de ropa y quedarse desnuda durante unos segundos, en pleno siglo XXI.

Proximos objetivos

Seguir practicando triatlón, pero de corta distancia, de momento.

También podría gustarte Más del autor